Miércoles 21 de julio de 2021

Roberto García Moritán admitió que erró con su pronóstico sobre el dólar a "400 pesos"

En las primeras notas que dio como candidato a legislador, ya sufrió su reprochada en las redes sociales y tuvo que corregir su postura.

En su primera semana como nueva figura de la "arena política", Roberto García Moritán ya se "empantanó" en un par de situaciones que no le jugaron a favor. La primera, quizás involuntaria, fueron las bromas que recibió por ser llamado "el marido de Pampita" en vez de que lo identificaran por su nombre y su apellido. La segunda fue toda de él: dijo que el dólar podía llegar a los 400 pesos, y tuvo que aceptar que cometió un error.

Aunque intentó jugar con su "independencia de criterio" hasta último momento, García Moritán, un anónimo empresario gastronómico que se hizo súper famoso desde que se puso de novio con Pampita, una de las mujeres más populares y queridas de la Argentina, finalmente aceptó ser candidato de Juntos por el cambio. Integrará una lista en la Ciudad de Buenos Aires, donde el partido es oficialismo. A nivel nacional, en cambio, es oposición.

Flamante candidato, entonces, Moritán comenzó con un boom mediático que lo llevó a dar entrevistas radiales, televisivas y digitales. Y vaya a saberse si ganado por la emoción de la primera vez o si traicionado por las ganas de decir algo que deje huella y le permita ocupar los titulares más allá de hacerlo por ser esposo de la modelo número uno del país, metió la pata.

Envalentonado y en tren de dar una declaración rimbombante, Moritán estimó que "con el ajuste que se viene el dólar a 400 mangos puede llegar en un futuro no muy lejano", le dijo a Jony Viale. Semejante afirmación provocó una tonelada de respuestas teniendo en cuenta la "relación estrecha" que la economía argentina tiene con la moneda estadounidense.

Con el billete "blue" cruzando la barrera de los 180 pesos y el oficial apenas superando los 100, una estampida de ese tipo provocaría un terremoto en los alicaídos bolsillos argentinos. Todos se dieron cuenta, pero él no.

A medida que pasaban las horas iba creciendo el rechazo y el repudio a su frase. La bienvenida al mundo de la política no era la que él había imaginado. Entonces, tuvo que recular y admitir en un programa de Todo Noticias que "exageré un poco" cuando dijo lo de la devaluación de más del 100 por ciento que vaticinó.

Además, en las últimas horas, además, Moritán recibió un sinfín de comentarios de todo tipo por ser llamado sistemáticamente "El marido de Pampita" desconociendo casi por completo su nombre y apellido.

Comentarios